El contagio de la SOLIDARIDAD

 

adas-foto blog-mascarillas

Hace tiempo que no nos conectábamos al blog….las redes sociales no son lo nuestro…aunque estamos viendo que en estos momentos que estamos viviendo que son importantes. Quién nos iba a decir que esta pandemia nos iba a interconectar tanto y a tantos niveles.
Nos conectamos de nuevo para AGRADECER el gesto de SOLIDARIDAD que ha tenido nuestra querida amiga Pili Jiménez que regenta la tienda de telas ” Muchas Telas” de la calle Fuenterrabía 31 en colaboración con su hermana Esther y la profesora de la Academia de costura Asun Domínguez que ha sido la que ha cedido el patrón de las mascarillas a Pili. Esto si que son sinergias.
Todo surgió de la necesidad de proveer a nuestros cuidadores de mascarillas para evitar el contagio en los domicilios. Recorrimos las farmacias, hablamos con instituciones pero en todos los sitios la respuesta era la misma, estaban agotadas y las que llegaban eran requisadas para el personal sanitario que atendía en las urgencias de los Hospitales.
Tal era la impotencia de no poder poner los medios necesarios para la seguridad que se nos ocurrió que porqué no las hacíamos nosotras….nosotras no teníamos el material y tampoco cosemos así que llamamos a Pili y le preguntamos si estaba dispuesta a confeccionar las mascarillas y no lo pensó ni un segundo, me dijo enseguida, cuenta con ello, voy a hablar con algunas personas de mi entorno para ver si me pueden ayudar y te digo para cuando pueden estar. Ante la imposibilidad de salir a la calle y de movilidad decidieron coger las dos hermanas la tela y hacernos las 100 mascarillas de algodón de color verde adas,verde esperanza.
Sabemos que no son las oficiales pero a las personas les da tranquilidad saber que en cierta medida se ponen medios para evitar el contagio.
Aprovechamos la ocasión para AGRADECER a nuestro equipo el trabajo diario que están haciendo con tanto esmero y dedicación, dando el mayor cuidado al que más lo necesita y transmitiendo serenidad a las familias donde acuden.
Terminamos con esta reflexión: en estos momentos tan complicados y jamás vividos por la humanidad solo nos queda ocuparnos de nuestra salud a nivel físico, mental, emocional y espiritual y la de nuestros seres queridos.
La solidaridad, la compasión y el amor son la base de la vida y de la evolución del ser humano. Tengamos fe y esperanza y confiemos en que lo que está ocurriendo sea para transformar este mundo en un mundo mejor con más conciencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>